Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

El apoyo académico de las clases particulares en educación superior

Publicado por Luna, el 30/01/2019 Blog > Clases particulares > Dar clases particulares > Apoyo académico a estudiantes de educación superior

El auge de las clases particulares no sólo ha sido en la educación escolar. Su aumento ha permitido que llegue a la educación inicial, a adultos y adultas mayores, como también a la educación superior.

Por eso, si eres estudiantes universitario de los años superiores, profesional recién egresado o con experiencia, y quieres ganar un dinero extra: ¡motívate a realizar clases particulares!

Revisa esta columna sobre las distintas edades en las que se puede hacer clases particulares.

Foco del apoyo académico en educación superior

Si bien diversos pueden ser los motivos que lleven a un o una estudiante a tomar clases particulares, la mayoría de estos podría resumirse en dos justificaciones. Por un lado, la necesidad de llenar vacíos o lagunas de conocimiento que no pueden resolverse al interior de la sala de clase; y por otro lado, preparar una evaluación concreta, sea esta un certamen, control, prueba, solemne, o cualquier otro nombre que tenga una nota parcial, como también los exámenes finales, que generalmente engloban toda la materia del semestre. Ambos elementos estarían dirigidos en que la o el estudiante aprenda y, por supuesto, apruebe la asignatura.

Aprender a estudiar. Aprender métodos de estudio efectivos son claves para los ramos universitarios.

En ese marco, las clases particulares a estudiantes universitarios y universitarias tienen algunas características que podríamos resumir en:

(1) Método y constancia:

La materia de los ramos de la educación superior son mucho más complejos y con mayor cantidad de contenido para asimilar, en menos tiempo. Por eso se vuelve fundamental el estudio que se realiza fuera de la sala de clases, ya sea en el mismo establecimientos, como salas de estudios, bibliotecas, o en la casa.

Esto, evidentemente, requiere de un nivel de disciplina y constancia, para usar bien el tiempo, alcanzar a estudiar todo lo que sea necesario, y no malgastar las horas y minutos en otras actividades distractoras.

Por ello la presencia de un profesor o profesora particular puede ayudar a ir generando esos hábitos en que caso que no se tengan o a hacer un uso del tiempo más efectivo según los resultados que se persigan.

Busca aquí una nueva fuente laboral: trabajo profesor de historia.

(2) Otras metodologías:

Estudiar para los ramos de la universidad requieren mucho trabajo individual y/o colectivo fuera del aula. Por ello es importante encontrar las metodologías más adecuadas para aprender.

Es importante identificar el método de estudio de cada persona e incluso, ver sus variantes para distintos tipos de asignaturas.

Generalmente, al ser tan grande la cantidad de materia a estudiar, sirve muchísimo la recopilación de material a nivel grupal, para luego resumir con esquemas, cuadros conceptuales, entre otros.

En este ámbito una profesora o profesor particular puede ser muy provechoso, pues cuanto con más experiencia y conoce técnicas de estudio que se pueden complementar, para lograr los resultados esperados.

Date tiempo para ordenar tus estudios. Aprender a ordenar tu tiempo y prioridades es clave.

Hay métodos sencillos que se pueden aplicar:

  1. Establecer un horario definido y limitado para estudiar. Esto ayudará a dejar tiempo para el descanso y la recreación.
  2. Aprender a tomar buenos apuntes. Muchas veces esta tarea se puede compartir con las compañeras y compañeros de curso. Así, todos aportan y construyen de manera colectiva un material útil para estudiar.
  3. Hacer esquemas o cuadros explicativos, definiendo conceptos y relaciones claves y/o mínimas a entender.
  4. Hacer reglas mnemotécnicas, pues ayudan mucho para memorizar conceptos.
  5. Leer los apuntes en voz alta ayuda también a la comprensión y memorización.

Estas metodologías se pueden usar también para las clases particulares con adultos y adultas mayores, revísalo en esta columna.

(3) Trabajo complementario:

Al ser necesario el estudio y ejercitación permanente, el trabajo complementario es clave para aprender el contenido revisado en los cursos, y a consecuencia de ello, tener mejores calificaciones.

El trabajo complementario consiste principalmente en revisar otras fuentes de información, integrar otros elementos de la materia que no siempre se ven en clases, pero que sí permiten complejizar aquello que se está aprendiendo.

A menudo esto se realiza consultado diversas fuentes bibliográficas para revisar distintas definiciones, explicaciones, ejemplos e incluso ejercicios, si así corresponde.

También se pueden realizar mayor cantidad y variados ejercicios, sobre todo si se estudia una carrera donde se usen mucho las matemáticas. En este caso es recomendable repetir lo ejercicios vistos en clases y evaluaciones anteriores, pero también sumar otros, para así ir identificando la técnica para contestar, regular el tiempo empleado, entre otras.

Realiza ejercicios complementarios Ejercitar una y otra vez es importante para adquirir una técnica de estudio.

Hay personas que están acostumbradas a las clases particulares desde la educación inicial, por ende saben cómo funciona. Si esto no es así, explícales la metodología que usas para afianzar lazos y disminuir ansiedades.

Clases particulares para disminuir la deserción

En la mayoría de las carreras, los primeros años son claves en la formación básica de las profesiones, lo que sumado al cambio entre la educación escolar y la educación superior, se conjugan complejidades que hacen que muchas y muchos estudiantes reprueben sus ramos, y con ello llegue la lamentable consecuencia de la deserción estudiantil.

¡Las clases particulares también pueden ayudar a ingresar a la Universidad! Mira cómo hacerlo aquí.

La deserción universitaria no ha sido investigada en la misma profundidad que la deserción escolar. Sin embargo, se comprende que es un proceso multidimensional, donde se conjugan variables personales, económicas, sociales y también institucionales.

En la Universidad de Chile han ido investigando este proceso, ampliando el foco desde el acceso a la universidad a la permanencia de las y los estudiantes.

Particularmente, el año 2016 se realizó el “Estudio de Deserción de Primer Año: Ingreso 2015/Aplicación 2016”, que tenía por objetivo sistematizar la comprensión entorno a la retención y buscar soluciones desde un abordaje institucional.

Respecto al por qué desertan las y los estudiantes, un 42% afirma que lo hizo por ajuste vocacional, un 14% por motivos personales, y un 13% por motivos de entorno estudiantil.

En este escenario una profesora o un profesor particular pueden ser muy provechosos. En primer lugar, pueden aportar a contener situaciones de estrés y angustia cuando las y los estudiantes creen que ‘no se la pueden’ o que no tienen las aptitudes necesarias para continuar con una determinada carrera.

Por otro lado, pueden aportar fuertemente con su experiencia, no buscando convertirse en orientadoras u orientadores vocacionales, sino que aterrizando expectativas y anhelos.

Junto a las metodologías de enseñanza y el trato personalizado, el profesor o la profesora particular, pueden aportar a que la o el estudiante recupere confianza en sus capacidades, y con ello herramientas para definir qué hacer con sus proyecciones profesionales.

También puedes subir tus notas de enseñanza media con clases particulares.

Clases particulares para ingresar al mundo profesional

El ingreso al mundo profesional no es tarea sencilla para nadie. Muchas veces coexisten miedos, anhelos y expectativas que no siempre se condicen con la realidad.

Por ello se puede apoyar con clases particulares de personas que manejen conocimiento sobre capacitación para el acceso al mundo laboral.

Preparar entrevistas de trabajo ¡Hay clases particulares que te ayudarán a preparar las entrevistas de trabajo!

Dichos/as profesionales pueden ayudar en una variedad de temáticas:

  • Aprender a usar de manera eficiente los portales de búsqueda de empleo. De esta manera no se pierde tiempo, y permite hacer un uso efectivo de portales como Laborum, Empleos Públicos, o redes sociales destinadas para la búsqueda laboral como LinkedIn, entre otros.
  • Aprender a realizar un CV efectivo, destacando algunos elementos según el tipo de trabajo al que se está postulando. También permite disminuir el exceso de información, la que muchas veces es inútil o no aporta muchos elementos.
  • Practicar y aprender a realizar una entrevista de trabajo correcta, comprendiendo las partes de las que se componen, el objetivo de ella, lo que buscan identificar las empresas y los equipos de psicólogas/os laborales, los test que se aplican, entre otros. Es importante también poder practicar las entrevistas, así se disminuye la ansiedad y las expectativas respecto a ella.

Además de lo anterior, quienes estén ad portas de egresar de sus carreras profesionales, también pueden optar a aprender un segundo idioma, lo cual puede ser muy beneficioso para el desarrollo profesional, y también para quienes pretendan seguir perfeccionándose, ya sea accediendo a magíster o doctorados.

Las clases particulares de inglés, por ejemplo, pueden estar enfocadas en rendir exámenes como el TOEFL, TOEIC o los de Cambridge, los que muchas veces son mínimos de exigencia para postular a una beca y/o ser aceptado en un programa de posgrado.

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…
avatar