Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Los 10 mejores trucos matemáticos

Publicado por Leyla, el 21/10/2018 Blog > Apoyo escolar > Matemáticas > Los 10 Trucos Matematicos Más Útiles

¿Estás perdido en matemáticas? Todos lo estamos de una forma u otra.

Ahora mismo (y sin hacer trampa), ¿serías capaz de decirme las primeras cifras del número Pi?

Estás a punto de descubrir los consejos que te harán la vida más fácil. ¿No me crees?

¿Y si te dijera que cuando leas este artículo serás capaz de decirme el día de la semana en el que cae cualquier fecha (tomada al azar)? ¿Y si vas a ser capaz de multiplicar cifras altas de cabeza?

¿Y si te dijera que hay trucos y técnicas que nunca hemos aprendido en el colegio y que sin embargo son muy útiles durante nuestro día a día?

Descubre los mejores métodos para aprender matemáticas.

Convertir los grados Fahrenheit a grados Celsius y viceversa

Curiosamente, solo en los Estados Unidos se utilizan los grados Fahrenheit, mientras que en el resto del mundo se utilizan los grados Celsius.

¿Dónde se usan los grados Celsius? Mapa de los países que utilizan los grados Fahrenheit y Celsius.

Si vas a los Estados Unidos, sigues el tiempo de allí u oyes en la serie que estás viendo que la temperatura es de 70º F, es importante que sepas lo que esto significa.

Bien, para pasar los grados Celsius a Fahrenheit, tienes que multiplicar la temperatura por 2 y sumarle 30. Esto no requiere conocimientos avanzados en algoritmos, ni en funciones derivadas, ni que hayas tenido que estudiar matemáticas aplicadas para realizar esta operación. Es un sencillo truco matemático que siempre funciona.

Sin embargo, la verdadera fórmula implica multiplicar por 1,8 (1,8 corresponde al cálculo de 9/5) y sumar 32, pero ya es más complicado calcularlo de cabeza.

Trucos matemáticos Fórmulas para convertir medidas de temperatura

Hay que saber dos o tres cosas igualmente:

  • 0º Celsius (C) son 32º Fahrenheit (F): es el punto de fusión del hielo.
  • 100º F son 38º C: casi la temperatura del cuerpo humano.
  • 100º C son 212º F: el punto de ebullición del agua.

Para convertir los grados Fahrenheit a Celsius, basta con hacer la operación inversa, es decir, restar 30 a la temperatura y dividirla por 2.

¿Quieres saber las diez mejores estrategias para sacar mejores notas en mates?

Saber el día de la semana de cualquier fecha del año

Esta operación puede resultar un poco difícil de primeras, pero una vez que tienes las bases claras, te darás cuenta de que sabrás determinar el día de la semana de cualquier fecha del calendario.

No hace falta haber estudiado matemáticas en la universidad ni ser un genio de las matemáticas; solo tienes que concentrarte y aprender algunas fórmulas matemáticas básicas y ya podrás saber en qué día cae cualquier fecha.

Principios básicos

Aquí tienes los números que tienes que recordar para los días de la semana:

  • Lunes: 1
  • Martes: 2
  • Miércoles: 3
  • Jueves: 4
  • Viernes: 5
  • Sábado: 6
  • Domingo: 0

Y para los meses:

  • Enero: 6
  • Febrero: 2
  • Marzo: 2
  • Abril: 5
  • Mayo: 0
  • Junio: 3
  • Julio: 5
  • Agosto: 1
  • Septiembre: 4
  • Octubre: 6
  • Noviembre: 2
  • Diciembre: 4

Aprende a calcular el día de la semana de una fecha concreta. ¡Conoce en qué día caerá una fecha para no llevarte una sorpresa!

Por ejemplo, para saber en qué día cayó el 3 de enero del 2014:

  • Día: 3
  • Mes: el código de enero es el 6
  • Año: tomamos los dos últimos dígitos del año en cuestión y a ese número de dos cifras le sumamos un cuarto del mismo (ignorando los decimales). En este caso: 14/4 = 3,5. Ignoramos los decimales y nos queda 3. Como los dos últimos dígitos son 14, tenemos como resultado el 17.
  • A la suma de estos números hay que restarle 7 tantas veces como sea necesario hasta obtener un número entre 0 y 6.
  • En este caso: 3 + 6 + 17 = 26 y 26 – 7 – 7 – 7 = 5
  • Según la tabla de arriba, el 5 es viernes.

Aprende a calcular rápidamente leyendo este artículo. Y si no es suficiente, te animamos a que te apuntes a unas clases particulares de matematicas.

Multiplicar números altos

En lugar de sacar tu móvil o tener que recordar las tablas de multiplicar haciendo la operación en un papel, a continuación te desvelamos cómo calcular la multiplicación de números altos de cabeza.

Pongamos como ejemplo 97 x 96.

100 – 97 = 3 y 100 – 96 = 4.

Ahora, sumas estos dos resultados: 4 + 3 = 7.

Le restas 7 a 100 y así obtienes las dos primeras cifras del resultado final, es decir que 100 – 7 = 93.

Ahora, vuelves a coger las dos cifras del primer paso y las multiplicas para obtener las dos últimas cifras del resultado final, es decir, 3 x 4 = 12.

Por tanto, el resultado de 96 x 97 es: 9312.

¿Quieres mejorar tu cálculo mental?

Multiplicar por 11

Puede que conozcas la regla clásica para multiplicar un número de dos cifras por 11, que consiste en sumar la primera y la última cifra de ese número y poner el resultado en medio del mismo.

Por ejemplo, 13 x 11 = 143, ya que 1 (la primera cifra) + 3 (la última cifra) = 4, que ponemos en medio del 13.

Pero este truco solo es válido para números de dos cifras. A continuación, te revelamos cómo multiplicar cualquier número por 11. Es un ejercicio matemático que requiere cierta habilidad intelectual, pero que sin duda es útil.

Vamos a calcular 51 236 x 11.

Dejamos la primera y la última cifra del número en la misma posición: el resultado empezará por 5 y terminará por 6.

Los números intermedios se calculan sumando las cifras que estén juntas.

5 + 1 = 6

1 + 2 = 3

2 + 3 = 5

3 + 6 = 9

Por tanto, el resultado es: 563 596

¿Qué esperas para reservar un curso de matematicas primaria para tu hij@?

El secreto para acordarse de las primeras cifras del número Pi

El número Pi es una constante matemática muy famosa.

Sin embargo, para algunos alumnos de matemáticas, este número representa una auténtica pesadilla.

¿Cómo se pueden memorizar fácilmente las cifras de este número mágico?

Calcula las cifras que componen el número Pi. Fichas de dominó conformando el número Pi.

Para ello, tienes que aprender de memoria un verso o, en caso de que quieras recordar más cifras, un cuarteto. Sí, ¡poesía para aprender matemáticas!

Para recordar las 11 primeras cifras del número Pi, solo hay que sumar las letras de cada palabra del siguiente verso:

“Sol y luna y cielo proclaman al Divino Autor del Cosmo”.

Y con este poema podrás memorizar las 20 primeras cifras:

“Soy y seré a todos definible;

mi nombre tengo que daros:

cociente diametral siempre inmedible

soy, de los redondos aros”.

Para los anglófonos también hay una frase para conocer las 8 primeras cifras: May I have a large container of coffee.

Elevar al cuadrado cualquier número

Elevar al cuadrado algunos números puede resultar complicado e incluso fastidioso a veces. Pero si aprendes este truco, elevar mentalmente al cuadrado una cifra se convierte en algo sencillo.

Para elevar al cuadrado un número (X), tienes que encontrar D, la diferencia entre el múltiplo más próximo de 10 y X. Luego, realizar la siguiente operación: (X – D) y (X + D).

Por ejemplo, si quieres calcular el cuadrado de 84, el múltiplo de 10 más próximo es 80 y la D es igual a 4 (84 – 80).

X + D = 88 y X – D = 80.

Entonces, 88 x 60 = 6400 + 640 = 7040.

Suma el cuadrado de 4, es decir, 16 y obtendrás el resultado: 7056.

¿Cuánto tiempo hace falta para ser bueno en matemáticas?

Sumar y restar fracciones

Aplicando el método de la mariposa, podrás sumar y restar fracciones fácilmente.

En el caso de una suma de fracciones, tienes que encontrar el denominador común, y la forma más sencilla es multiplicar las dos cifras de cada fracción por el denominador de la otra para que tengan el mismo denominador.

Una vez que tengas el denominador común, solo te falta sumar los numeradores y obtendrás una nueva fracción con el nuevo denominador.

Aprende truquitos para sacar adelante algunos cálculos sin calculadora. ¡Un truco sencillo para sumar fracciones!

Por ejemplo:

3/4 + 2/5 = (3 x 5) / (4 x 5) + (2 x 4) / (5 x 4) = 15/20 + 8/20 = 23/20

Este truco también funciona para las restas, solo hay que restar en lugar de sumar.

Se llama el método de la mariposa porque las multiplicaciones cruzadas se asemejan a las alas de una mariposa.

Reconocer diferentes múltiplos

Es importante, sea cual sea el cálculo, reconocer los principales múltiplos de un número, ya que te hará más fácil calcular de memoria algunas operaciones.

Para el número 21, decimos que es múltiplo de 7, pero también es múltiplo de 3.

Múltiplos de 2

Son los números pares.

Múltiplos de 3

Son los números cuya suma de sus cifras es múltiplo de 3.

Múltiplos de 5

Son los números que terminan en 0 o 5.

Múltiplos de 9

Son los números cuya suma de sus cifras es igual a 9.

Múltiplos de 10

Todos los números acabados en 0.

Saber cuánto ganas a la hora

¿Quieres calcular de una forma sencilla cuánto ganas a la hora?

¿Sabrías decir cuánto ganas por tu trabajo? ¡Calcula cuánto ganas a la hora!

Si quieres saber si trabajas con unas buenas condiciones salariales, a continuación te desvelamos una manera sencilla de calcular cuánto ganas por hora trabajada.

Solo tienes que calcular tu salario anual, quitarle los tres últimos ceros y dividir ese número entre 2.

Así, si ganas 30 000 euros al año, sería: 30/2 = 15, por lo que ganarías 15 euros por hora.

Elevar al cuadrado los múltiplos de 5

Para ahorrar tiempo, calcular los cuadrados de los múltiplos de 5 puede resultar práctico. El método es muy sencillo.

Pongamos como ejemplo el número 35.

No hay que tener en cuenta el número de las unidades, solo hay que multiplicar la cifra de las decenas por sí misma más 1. Y, por último, añadirle el número 25 al final.

Es decir: 35² = 3 x (3 + 1) = 12 y le añades el 25, con lo cual es 1225.

Este truco funciona con todos los múltiplos de 5.

Por ejemplo: 105² = 10 x (10 + 1) = 110 y se le añade el 25, con lo cual es 11 025.

Durante tus clases de matemáticas, aprendiste muchas fórmulas de las cuales puede que hayas olvidado la mitad, pero fueron las bases para obtener un pensamiento lógico. Con estos trucos, puedes mejorar tus conocimientos matemáticos sin la necesidad de ir a clase de matemáticas.

Una vez que los hayas aprendido y sepas identificar los diferentes métodos, las matemáticas no tendrán ningún secreto para ti y podrás sorprender a tus amigos.

Si quieres recibir clases de matematicas, no dudes en buscar tu profesor matematicas online sobre la plataforma de Superprof!

Si deseas encontrar un profesor particular matematicas Madrid, no dudes en conectarte sobre Superprof.

Aprender las tablas de multiplicar del 6, 7, 8 y 9 con los dedos de las manos

Aprender las tablas de multiplicar no es fácil. Tienes que recordar de memoria todas las combinaciones para todos los números e incluso aunque las supieses cuando tenías 10 años, recordarlas ahora sin cometer errores puede ser una ardua tarea. Por eso, para ayudarte a recordar las tablas de multiplicar del 6, 7, 8 y 9, que son las más difíciles porque usan números más grandes, te vamos a contar un par de truquitos.

Lo único que necesitas son tus dos manos, nada más. Dale una cifra a cada dedo de las manos. Algo como esto, por ejemplo:

  • Meñique: 6
  • Anular: 7
  • Corazón: 8
  • Índice: 9
  • Pulgar: 10

Apréndetelas bien y, cuando lo hayas hecho, junta los dos dedos que quieres multiplicar. Por ejemplo, para multiplicar 7 x 8, juntarías el anular de una mano con el corazón de otra. Pues bien, en ese caso, cuenta los dedos que se encuentran por debajo, más los dedos que ya tienes juntos. Son 5 dedos, ¿verdad? Eso son las decenas. Vale, sabiendo esto, cuenta los dedos que están por encima de los que juntaste y multiplícalos. Tendríamos 2 de un lado y otros 3 de otro, ¿no? Pues entonces serían 6 unidades. El resultado final es 56.

Hay consejos milenarios para hacer cálculos matemáticos. ¡Los trucos más viejos suelen ser los mejores!

Con respecto a la tabla de multiplicar del 9, también hay otra técnica que te puede resultar útil. De nuevo, por lo números grandes que usa, esta es probablemente la tabla más difícil de todas. Así que, para estar seguros de no equivocarnos, realiza todas las multiplicaciones de esta tabla, colócalas en una columna y marca el resultado de cada una. ¿Te das cuenta de que se trata de una serie de números crecientes que empieza con el 0 en las decenas y una serie de cifras decrecientes que empieza en el 9 en la columna de las unidades?

Ahora que ya lo has entendido, las multiplicaciones te van a resultar mucho más fáciles.

Consejos para dividir más fácilmente

Sumar, restar, multiplicar, dividir, etc. Seguramente estas operaciones te parecen muy lejanas y casi imposibles de calcular de cabeza (bueno, las sumas y las restas seguro que sí). No obstante, la división suele ser algo que nos cuesta cuando salimos de las cifras más sencillas. Lo bueno es que nosotros tenemos algunos consejos para que puedas hacer cálculos más fácilmente.

Hay varias formas de dividir un número. La primera de ellas es pensar en qué cifra termina el número que queremos dividir. Si termina por un número par, un 5 o un 0, entonces es divisible por 2, por 5 o por 10, respectivamente. Por ejemplo, el número 122 puede dividirse entre 2, el 55 entre 5, y el 220 entre 10.

También puedes asegurarte de que el número es divisible por 3 o por 9 si haces la suma de cifras que componen el número. Piensa que si la suma de todas sus cifras es igual a 3 o a 9 o es un múltiplo de 3 o de 9, entonces podrás dividirlo entre estos dos números, respectivamente. Por ejemplo, si escoges el 111, podrás dividirlo entre 3, mientras que 333 será divisible entre 9. Último consejo: cuando la suma de las cifras es un múltiplo de 3 y el número es par, también puedes dividirlo por 6.

Consigue entender mucho mejor el mundo de los números. ¿Te sigue costando dominar las cifras?

Todo truco puede servirnos en el día a día para hacer trabajar un poquito a nuestro cerebro y dejar de usar la calculadora para todo. Aparte, puedes usar estos trucos para agilizar tus respuestas en las clases de matemáticas. ¡Que no se te olviden!

Las reglas mnemotécnicas

En «mates», como en cualquier otra materia, hay algunos trucos mnemotécnicos para acordarse fácilmente de algunas normas y técnicas. Francés, matemáticas, historia, física y química, etc. Todas tienen sus truquitos.

No obstante, el caso de las matemáticas es especial, pues es una de las materias más difíciles y la que menos adeptos tiene. El lenguaje de las cifras no le resulta sencillo a todo el mundo y por eso hay que encontrar formas para acordarse de las fórmulas. Aquí os presentamos algunas:

Calcular la circunferencia de un círculo

En realidad, hay fórmulas para todo y seguro que conoces muchas. En este apartado, vamos a mostrarte la fórmula más sencilla para acordarse de cómo calcular la circunferencia de un círculo. Es decir, cómo calcular la longitud de la línea que forma el círculo.

¿Sigues pensando en pesetas? La conversión a euros ha sido un quebradero de cabeza para muchos durante años.

Pues bien, la fórmula es 2 x π x r, siendo r el radio del círculo. Para acordaros bien de estos elementos, si es que os resulta difícil, podéis usar la expresión «dos piras», que lleva todos los elementos de la fórmula (2, el número pi y la r del radio). Es algo más fácil para el cerebro que intentar acordarse de número y símbolos sin ton ni son. Además, también puedes acordarte del área de un círculo si te acuerdas de cómo «picar hierro», pues, de nuevo, hace uso del número pi, pero añade dos erres. Y tiene sentido si tienes en cuenta que la fórmula para calcular el área es: π x r². ¿Has visto qué fácil?

¡Cómo triunfar en trigonometría!

Sabemos que los cosenos, los senos y las tangentes son de lo más difícil que te puedes echar a la cara en matemáticas (a excepción de las matrices y las integrales, claro está). Aunque es cierto que este tipo de elementos matemáticos no se usan en la vida cotidiana, quizás te sirvan en el futuro y por eso creemos que es bueno que tengas algún truco para ellos también. En este caso, lo que mejor te servirá son algunas onomatopeyas para ayudarte con las fórmulas de cálculo. Especialmente, si tienes que asistir a las clases de Cálculo I y Cálculo II en la universidad (escojas la carreras que escojas), porque esas son materias básicas y necesitarás todos los trucos que puedas conseguir, haznos caso.

Para acordarte de cómo calcular estos elementos que te hemos comentado, acuérdate simplemente de lo siguiente: «CAH SOH TOA», que se corresponde con todas las fórmulas que necesitas para calcular todo lo necesario de un triángulo. La fórmula «CAH» es tan fácil como aunar «coseno = adyacente / hipotenusa». El «SOH» se refiere a «seno = opuesto / hipotenusa» y, finalmente, el «TOA» quiere decir «tangente = opuesto / adyacente». ¿A que es sencillo? Con estos consejitos seguro que apruebas las matemáticas con nota.

¿De verdad son útiles estos trucos?

Cálculo mental, ejercicios de matemáticas, aritmética, operaciones, raíces cuadradas, teorema de Pitágoras, logaritmos, fracciones, álgebra, trigonometría, ecuaciones de primer y segundo grado, números decimales, inecuaciones, proporcionalidad, matrices, funciones, integrales, logaritmos neperianos, etc. Si no llevas bien las matemáticas, todos estos elementos acabarán convirtiéndose en una pesadilla.

Cada vez irás avanzando más y profundizando en el maravilloso y complejo mundo de las matemáticas, pero las lecciones, en muchos casos, están mínimamente relacionadas. Acabarás teniendo una legión de fórmulas que tendrás que saber de memoria y, lo más difícil de todo, tendrás que saber en qué situación usar y razonar el por qué. Por eso a muchos alumnos se les atragantan las matemáticas, porque es un contenido complejo y, porque pese a todos los esfuerzos del profesor de matemáticas, a muchos alumnos les cuesta razonar las operaciones y las fórmulas. Y recuerda, razonar en matemáticas lo es todo: es la clave entre entender por qué pasan las cosas y aprenderse las cosas de memoria sin saber por qué.

Ejercita tu mente con las mates. Pon a prueba tu cerebro con cálculos matemáticos.

Está claro que con eso no podemos ayudarte, pero los trucos que te hemos ido dando en este artículo sí que te ayudarán a, por lo menos, aligerar un poco la carga del amplio contenido de la asignatura. También te permitirán ver un poco más claras las fórmulas y en qué casos usarlas en los ejercicios de matemáticas. Recuerda que al cerebro le resulta más sencillo recordar secuencias lógicas, como las frases o los elementos visuales. Por eso, las reglas mnemotécnicas se crean a partir de juegos, de aspectos gráficos, de onomatopeyas o de técnicas con conocimientos sencillos, porque siempre serán fáciles de recordar. Todos los trucos que te hemos ido dando le darán un sentido a los que crean que los ejercicios de matemáticas no tienen sentido alguno.

Ahora bien, cada uno tendrá que evaluar cómo funciona su memoria y qué trucos le van mejor para el estudio y el repaso. Con esto queremos decir que puede que a nosotros nos sirva más la memoria visual, pero en tu caso, quizás vaya mejor la memoria auditiva o la memoria procedimental. Lo importante es que sepas que esos trucos existen y que, aunque no te sirvan, a partir de ahí puedas desarrollar los tuyos propios con creatividad.

Simetría, funciones afines, logaritmos neperianos, números relativos o incluso las tablas de multiplicar, por sencillas que parezcan… ¡La realidad es que las matemáticas nunca han sido fáciles!

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz