Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Estas son las opciones que existen para certificar tu conocimiento de la lengua italiana

Publicado por Jordán, el 10/05/2019 Blog > Idiomas > Italiano > Certificados de lengua italiana

Si sabes italiano puede que estés pensando en certificar tu conocimiento de este idioma europeo. Esto te ayudará a tener mayores opciones laborales y académicas, ya que en Italia y a nivel internacional estas certificaciones cuentan con gran reputación.

Debes tener claro que para certificarte deberás rendir exámenes que medirán diferentes destrezas, habilidades y capacidades que debes tener para certificarte en determinados niveles.

Cada examen cuenta con una institución que los imparte y que los respalda. Además existen algunos que sirven para contextos más específicos.

También existen varias formas con las que podrás prepararte con el fin de obtener excelentes resultados y puntajes tras las evaluaciones de tus exámenes.

Si quieres saber más acerca de los exámenes para obtener certificaciones acerca de tu conocimiento del idioma italiano, debes seguir leyendo este artículo.

Certificarte con CILS

La certificación CILS es útil principalmente para aquellas personas que busquen estudiar o trabajar en alguna institución italiana, ya sea con fines económicos o académicos. Es decir, solo buscan medir el nivel de tu conocimiento lingüístico sobre el idioma italiano.

Lo único necesario es tener conciencia acerca del nivel en el que te encuentres sobre el manejo del italian y es necesario contar con ningún tipo de certificado o diploma de forma previa para poder rendirlo.

Personas en prueba Debes saber bien en qué nivel dar el examen para no perder el dinero ni el tiempo.

El C.I.L.S. cuenta con seis niveles de certificación, que se basan en las directivas del Marco Común Europeo de Referencia para las lenguas (MCER). Estos niveles cuentan con sus propias características basados en diferentes competencias, con exigencias propias y cada uno es autónomo en relación a los otros.

Los niveles que tiene el CILS son los siguientes:

  • A1 (Nivel de introducción y descubrimiento)
  • A2 (Nivel intermedio o de subsitencia)
  • B1 (Nivel umbral)
  • B2 (Nivel avanzado o independiente)
  • C1 (Nivel autónomo)
  • C2 (Nivel de dominio)

Como supondrás, cada nivel más alto contará con mayores exigencias y las expectativas irán creciendo acorde a ello.

Por lo tanto, para lograr la certificación en los niveles A1 y A2, se espera que la persona obtenga una calificación mayor a los 60 puntos. En el caso de los niveles B1, B2, C1, Y C2, es necesario obtener 100 puntos.

Si estás interesado en rendir el examen para obtener una certificación del C.I.L.S. debes acudir al Instituto Italiano di Cultura ubicado en Santiago, única sede oficial chilena de exámenes C.I.L.S., que son gestionados por la Universidad de Siena.

Para inscribirte, deberás enviar un formulario de inscripción, junto a la fotocopia de tu carnet de identidad y el comprobante de pago de los precios de inscripción.

Por último, te aconsejamos que estés seguro del nivel en el cual quieras dar el examen. Es necesario contar con una idea previa acerca del nivel de italiano en el que te encuentres. Esto lo puedes conseguir a través de la realización de un test de evaluación.

Para esto puede ser necesario que tomes algún curso previo con tal de estar bien preparado para enfrentar el examen de certificación.

Para conocer más detalles sobre el CILS entra a este artículo.

Certificarte con el DITALS

El DITALS, más que medir las capacidades y habilidades de una persona para desenvolverse de la forma más óptima a través del italiano, como es el caso del CILS, tiene la particularidad de evaluar la capacidad para enseñar este idioma con raíces latinas.

Existen dos ámbitos que se evalúan en este examen, el teórico y el práctico. El primero mide la calidad del ámbito pedagógico que tiene la persona, mientras que el segundo se relaciona con la utilización propiamente tal de la lengua italiana, ya que es necesario para lograr una buena calidad de la enseñanza de este idioma.

El DITALS se divide en niveles también, al igual que el CILS, pero el examen para medir las capacidades de enseñanza del idioma solo se divide en dos:

  • Nivel I: se busca validar las habilidades y competencias más elementales del conocimiento del idioma italiano respecto al área de la didáctica de lenguas. De busca determinar una competencia que corresponda al perfil del alumno.
  • Nivel II: es necesario contar con competencias superiores en cuanto a la enseñanza de lenguas. Se encuentra orientado a profesores que busquen trabajar enseñando el italiano en un contexto más formal que el del primer nivel y con un grupo de personas más heterogéneo y de características más complejas.

Para prepararte para el DITALS se hace necesario tomar en cuenta algunos puntos como cuestionarse constantemente los principios pedagógicos, basarse en la comunicación oral y escrita y realizar clases de caracter intensivo.

Para aprender bien y prepararse para este tipo de exámenes se puede recurrir a diferentes tipos de recursos y plataformas, como la música, las series de televisión, las películas, los diarios, los libros o diferentes páginas web o soportes multimedia en italiano.

Para poder inscribirte en el Nivel 1 del DITALS necesitas tener algún diploma o título de estudios superiores además de tener que demostrar experiencia en el área de la enseñanza.

Respecto al nivel 2, quienes tengan nacionalidad italiana deberán contar con algún grado en ciencias humanas y los extranjeros que quieran rendir el examen deberán tener por lo menos un grado en lingüística del idioma italiano.

Profesora enseñando Para certificarte en el DITALS debes contar con experiencia en la enseñanza del idioma.

Obtener la certificación para la enseñanza del italiano requiere de saberes y experiencias diferentes a otros exámenes ya que estará en juego el traspaso del conocimiento de la lengua. Es necesario haber trabajado como profesor en alguna institución enseñando este idioma y haber obtenido algún grado relacionado con la lengua italiana.

Para conocer más sobre el DITALS revisa esta guía.

Certificarte con el PLIDA

Esta certificación se encuentra respaldada por muchos otros organismos italianos, como el Ministerio del Trabjo o el Ministerio de Educación, además de la Universidad de La Sapienza y está a cargo de la Sociedad Dante Alighieri.

Obtener la certificación del PLIDA significa estar respaldado por una institución que cuenta con la confianza de los organismos más importantes de Italia.

El PLIDA será un punto que te dará muchas ventajas si lo sumas a tu currículum vitae y que te convertirá en una persona con un punto de diferenciación frente a otras.

Al igual que en el CILS, los seis niveles de los que hablamos en el PLIDA también se encuentran establecidos de acuerdos a las listas del Marco Común de Referencia Europeo para las Lenguas (MCER).

También es esencial saber cuál es el nivel en el que estás sobre el conocimiento de la lengua italiana. Esto te ayudará a elegir el nivel adecuado en el cual quieres certificarte.

Esta certificación también permite obtener otros dos tipos de certificaciones, el PLIDA Juniores, destinado a jóvenes y adolescentes entre los 13 y los 18 años, y el PLIDA Comercial, dirigido a profesionales dedicados a las finanzas, el comercio o la industria.

Como ocurre en todos los procesos de aprendizaje de un idioma extranjero, los dos pilares fundamentales que se miden son el ámbito oral y el escrito. Es decir poder comunicarse, expresarse y comprender en italiano a través del habla y de textos.

Los niveles en los que es posible certificarse son los siguientes:

  • A1: Nivel elemental o descubrimiento en el cual se encuentran los hablantes del italiano como segunda lengua más novatos.
  • A2: Nivel intermedio. Es necesario contar con un vocabulario italiano de base. Se trata de una fase en evolución.
  • B1: Nivel Umbral. Se debe contar con la capacidad de comprender elementos claves en una conversación, por ejemplo.
  • B2: Nivel avanzado. Comprender un entorno con más matices a través, por ejemplo, de una conversación oral con un hablante nativo del italiano.
  • C1: Nivel autónomo. Se evalúa el dominio de la lengua italiana junto a otras áreas de conocimiento como la cultura y la historia que rodea al idioma.
  • C2: Nivel dominio. Se debe demostrar un manejo del italiano muy cercano al que tiene un nativo de la lengua.

Para rendir este examen en Chile es necesario comunicarse con a sede que tiene la Sociedad Dante Alighieri en Santiago. Ellos reciben los exámenes elaborados en la sede central, ubicada en Roma, desde donde se envía el material a cada sede certidicadora a las diferentes partes del mundo. Luego, los exámenes rendidos son enviados a Roma para su correción, obteniendo los resultados en un plazo de 30 días hábiles.

Si los niveles evaluados no son aprobados, podrá repetirse la toma del examen en la siguiente fecha que se realice y se podrá volver a hacer la prueba hasta en tres habilidades (escribir, escuchar, hablar y/o leer).

Es impotante saber que para repetir solo ciertas habilidades el examen debe volver a hacerse dentro del año siguiente, ya que si se sobrepasa ese tiempo deberá realizarse el examen completo nuevamente.

Más detalles sobre el PLIDA los puedes revisar acá.

Certificarte en CIC

El CIC («Certificato dell’italiano commerciale») es otra manera de certificar tus conocimientos sobre el italiano que, a diferencia de otros, este está orientado a adultos del ámbito profesional.

Cuenta con dos, que son el nivel Intermedio (B1 según la correspondencia de la tabla de clasificación del Marco Común Europeo de Referencia para las lenguas, MCRE) y el nivel Avanzado (que tiene correspondencia con la clasificación C1 de acuerdo al MCRE).

Esta certificación es especialmente valorada y buscada por instituciones de educación superior, aunque especialmente las empresas son las que más interesadas están ya que buscan personal cualificado que se integre en sus filas capaces de manejarse bien en el área profesional italiano.

Teclado y computador en escritorio El CIC servirá para encontrar trabajo más fácilmente en empresas italianas o en el mundo académico.

La certificación del CIC, en cualquiera de sus dos niveles que mencionamos anteriormente, evalúa las aptitudes lingüísticas del italiano en cinco diferentes competencias: gramática y vocabulario italiano, expresión escrita, expresión oral, comprensión escrita y comprensión oral.

Estas son algunas de las posibilidades que tienes para certificar tus conocimientos de la lengua italiana. Prepárate antes de rendirlos a través de cursos que ofrecen muchas veces estas mismas instituciones o con los profesores particulares que en Superprof tenemos a tu disposición.

Todos los detalles sobre el CIC puedes obtenerlos acá.

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz