Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Las diferentes formas de enseñar el mandarín a los jóvenes

Publicado por , el 24/01/2019 Blog > Idiomas > Chino > ¿Cómo Enseñar Chino a los Niños?

«Debe entenderse que el papel de la escuela es el de enseñar a los niños qué es el mundo, y no inculcarles el arte de vivir». – Hannah Arendt.

Para los niños, el aprendizaje de un idioma extranjero debe ser algo divertido: es bastante raro que un niño de 8 años nos diga que las clases de chino serán fundamentales para su futuro profesional… Sin embargo, en España, el 36% de los menores de 16 años ya han recibido clases de tercera lengua en sus instituciones, ya sea francés, alemán o mandarín.

Por lo tanto, ¿cómo se puede enseñar chino a los niños, además de en la escuela? ¿Cuáles son las mejores maneras de hacer que quieran descubrir otros idiomas extranjeros o aprender a hablar chino en Madrid? ¡Descubre en este artículo nuestros consejos para que tu hijo descubra la lengua china sin tener que salir de España!

¿Qué recursos existen para enseñar chino a los niños?

Recursos tradicionales y divertidos de mandarín. No te olvides de la importancia de aprender a escribir en chino entre todos los recursos a tu disposición.

Por lo general, cuando queremos tomar clases para aprender un idioma, solemos encontrar la división en varios niveles, así como distintos medios adaptados para facilitar ese aprendizaje. Por otro lado, hay que tener en cuenta el caso de los niños, que en la actualidad se suelen cansar muy pronto de las cosas y se encandilan con las últimas novedades, y más si son lúdicas.

El primer método para enseñar chino a los niños de una manera sencilla es repasar todos los materiales tradicionales de formación del chino, independientemente de que se trate de libros, de un diccionario chino-español o de un cuaderno de vocabulario mandarín. Este tipo de materiales se centra en la teoría del lenguaje, gracias a:

  • La escritura china, con el repertorio de ideogramas.
  • Los libros de civilización, lengua y cultura china.
  • Los ejercicios divididos según las competencias del lenguaje.

Un buen libro también nos permitirá sumergirnos en la historia de la República Popular China o incluso contemplar paisajes de ensueño. Siempre supone un medio perfecto para hacer que nuestros hijos viajen. Por lo general, los niños emplearán estos medios y documentos tradicionales en escuelas, colegios, institutos o academias de formación privadas.

Los libros y otros recursos en formato papel permiten una mejor memorización que los medios informáticos, que se suelen centrar en la memoria instantánea.

No obstante, los medios para aprender a hablar chino también puede ser auditivos y visuales, y eso les encanta a los niños. Entre los soportes informáticos, encontramos, por ejemplo, programas informáticos, aplicaciones o el acceso a internet. A partir de aquí, existen muchísimos medios que nos permiten progresar en la lengua china, entre los que podrás escoger:

  • Canales de YouTube gratuitos de chino dispuestos a enseñar su idioma nativo.
  • Canales de Dailymotion de profesores españoles que enseñan chino, con humor.
  • Canales de televisión que emiten programas de todo tipo, desde reality shows hasta programas de cocina.
  • Podcasts de programas de radio o televisión, para escuchar en cualquier sitio.

¡Todo depende de la edad y de las ganas que tenga cada niño!

¿Cuál es la edad ideal para iniciarse en el aprendizaje del chino?

Edad ideal para aprender chino. La edad no es tan importante a la hora de iniciarse en el chino; más relevantes parecen los medios que tienen a su disposición.

Seguro que te lo han dicho alguna vez: leer y escribir chino no es una tarea fácil, sobre todo cuando se aprende durante la edad adulta. La pregunta que nos surge, por lo tanto, es la siguiente: ¿a qué edad es mejor comenzar a aprender el mandarín para progresar en la lengua china lo más rápido posible? La respuesta es sencilla: todo depende de las posibilidades. Por lo tanto, es mejor comenzar:

  • A partir de los 5 años, si las estructuras educativas lo permiten.
  • En la escuela, para desarrollar las competencias lingüísticas necesarias.
  • En el instituto, para enriquecer tu CV.
  • En la universidad, para conquistar el mundo profesional.

A modo de recordatorio, existen entre 40.000 y 60.000 sinogramas, pero solo se utilizan 3.000 sinogramas en la vida diaria de los chinos: se reduce la cosa, ¿verdad?

Los sinogramas no son la única dificultad del chino: la entonación, la transcripción fonética y la pronunciación también son otros obstáculos con los que te toparás si aprendes mandarín. Por lo tanto, resulta de gran interés comenzar el aprendizaje del chino lo antes posible para poder asimilar estos elementos lo antes posible.

Desde la escuela primaria, puedes apuntarte a una academia de chino. En España, encontrarás instituciones que ofrecen este tipo de formación lingüística en:

  • Madrid
  • Barcelona
  • Valencia
  • Sevilla
  • Zaragoza
  • Málaga…

Lo mismo ocurre en el instituto, a partir de los 14 o 15 años. A esta edad, hay dos cuestiones que garantizan un aprendizaje exitoso:

  • Por un lado, el joven está más alerta sobre el interés de los idiomas extranjeros para su currículo o su vida cotidiana.
  • Por otro lado, tiene más tiempo para estudiar un nuevo idioma que un profesional en activo.

¿Sabías que…? En total, más de 20.000 estudiantes de secundaria aprenden chino en España cada año; todo un récord, ¿verdad?

Durante el Bachillerato, encontrarás otras opciones, por ejemplo, será posible tomar clases privadas de chino, acudir a institutos especializados o unirse a una asociación para que tus hijos aprendan chino.

Asimismo, hablar chino con fluidez solo se podrá lograr a partir de una edad madura, justo después del Bachillerato. En ese momento, tu hijo podrá optar por una carrera universitaria en idiomas y dedicarse por completo a las clases de chino. En las clases preparatorias o en la universidad, los programas pueden cambiar:

  • A veces es solo teoría: suele ser el caso de las academias de idiomas.
  • En algunos casos, encontramos un equilibrio entre teoría y práctica: este es el caso de los títulos universitarios obtenidos en universidades.
  • Finalmente, la práctica es a menudo una prioridad en las escuelas privadas (especialmente en las escuelas de comercio): el idioma chino se considera un fin en sí mismo para abrir nuevas oportunidades profesionales.

Diez consejos para que los niños puedan dominar el mandarín con mayor facilidad

Aprendizaje de la cultura china. Un buen medio para que los niños se interesen por la cultura china es mediante los talleres de cocina.

Es bien sabido que aprender solo las reglas gramaticales del chino hará que los jóvenes se aburran y tiren la toalla rápidamente en su aprendizaje. Por esta razón, resulta fundamental encontrar trucos que sean divertidos y originales para ampliar tus conocimientos, por ejemplo:

  • Clases de conversación en chino mandarín
  • Una visita al museo en lengua china
  • Ir al cine para ver una película china
  • Un taller de cocina china
  • Un picnic gigante de gastronomía china
¿Sabías que…? El chino cuenta con 1.200 millones de hablantes. Tener un nivel nativo requiere mucho esfuerzo y trabajo, ¡pero resulta muy útil!

Este tipo de actividades le permitirán a tu hijo descubrir el chino a su propio ritmo y facilitar su puesta en práctica del idioma. Por ello, te dejamos 10 consejos que pueden ser de gran ayuda para progresar en el idioma:

  • Consejo n.° 1: apunta a tu hijo a una academia de chino o a un centro de idiomas donde se enseñe la lengua china.
  • Consejo n.º 2: descarga una aplicación para aprender chino en línea, en función del nivel de tu hijo.
  • Consejo n.º 3: para comenzar, no descartes utilizar los materiales chinos tradicionales, como los libros de referencia de Confucio.
  • Consejo n.° 4: opta por las clases privadas de chino para tus hijos, para avanzar paso a paso.
  • Consejo n.º 5: suscribe a tus hijos a canales en idioma chino, para entretenerlos incluso cuando vas de viaje.
  • Consejo n.° 6: acompáñalos a talleres sobre cultura china, para que les interese el día a día.
  • Consejo n.° 7: encuentra soportes que resulten divertidos para disfrutar de sus placeres en chino, como la pintura china o la caligrafía.
  • Consejo n.º 8: anímalos a participar en talleres de conversación en mandarín, para desarrollar sus habilidades.
  • Consejo n.° 9: llévalos a clases de chino en asociaciones para conocer a otros estudiantes y hacer intercambios interesantes.
  • Consejo n.º 10: Realice el aprendizaje de su hijo organizando un viaje a China, para darles responsabilidades.

¿Te atrae la idea? ¡Veamos ahora los beneficios que tiene iniciarse en el aprendizaje del mandarín lo antes posible!

Los beneficios de iniciarse en el chino a una edad temprana

Descubre la cultura china a una edad temprana. Para poder abrir las puertas de China, tendrás que empezar a aprender esta lengua lo antes posible.

No importa a qué edad quieras aprender o empezar con la lengua china, cuanto antes lo hagas, mejor será. De hecho, los caracteres chinos son numerosos a la hora de memorizarlos y dominarlos, al igual que ocurre con la caligrafía china. Sin embargo, el chino es uno de los idiomas oficiales de las grandes organizaciones mundiales: por lo tanto, siempre será una apuesta segura para la carrera profesional de tus hijos, sin mencionar el enriquecimiento cultural que ello supone.

Otra ventaja de aprender el mandarín es el hecho de que estimula la creatividad en los niños. Incluso con un nivel principiante, bastará con escuchar algunos archivos de audio para saber algunas palabras en chino, con tan solo 6 años. Aprender las palabras del día a día chino les permitirá aprender a leer y ser autónomos rápidamente.

Practicar las distintas variantes del chino, como el cantonés, el pinyin o el wan, supone una excelente manera de familiarizarse con las sutilezas del idioma chino. Mejor aún, la práctica de un dialecto es ideal si desea hacer una traducción al chino y mejorar su comprensión auditiva.

Atención: no hablamos de aprender japonés, sino de una variante china, ¡no nos confundamos!

Para aprender a desenvolverse, no hay nada mejor que un viaje de estudios para sumergirse la cultura china de Shanghai, Pekín (Beijing) u otra ciudad. Esta es la fórmula ideal para aquellos que desean estudiar en China y regresar con un nivel nativo. Aprender a progresar rápidamente desde la edad más temprana también es una fuente de desarrollo, lo que te ayudará a trabajar en China.

Aprender un idioma extranjero como el chino supone un desafío para el futuro. Familiarizarse con la cultura y el idioma de una potencia económica como China supone toda una verdadera aventura asiática que a tus hijos les encantará descubrir, siempre que les pongas a su disposición los medios más adecuados para aprender.

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…
avatar