Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Cómo definir los objetivos de tus clases de guitarra

Publicado por Mariana, el 13/03/2019 Blog > Música > Guitarra > Fijar tus objetivos en la guitarra

Si bien es claro que las clases de guitarra tienen como objetivo general aprender a tocar este instrumento, también es cierto que existen niveles, especialidades, preferencias y estilos musicales que hacen que una clase y otra puedan ser muy diferentes.

Es decir, algunas personas buscarán tomar una clase donde puedan aprender los pasos básicos para tocar guitarra, mientras que otras buscarán una donde puedan desarrollar las habilidades que ya poseen en este instrumento. Así por ejemplo, alguien que quiere tocar guitarra en sus ratos libres o como hobby, tendrá expectativas de una clase muy distintas a las de alguien que quiere seguir desarrollando sus habilidades para en un futuro dedicarse a ello de forma profesional o para ir formando su propio estilo musical.

A continuación veremos los principales tipos de clases de guitarra y algunos de los diferentes objetivos que pueden existir. Si estás pensando tomar clases de guitarra y no sabes por dónde comenzar, ¡te invito a seguir leyendo!

¿Quieres tomar clases de guitarra y no sabes por dónde partir? En esta guía encontrarás todo lo que necesitas saber.

Objetivos en las clases de guitarra: algo fundamental

A pesar de que los objetivos de aprendizaje de guitarra variarán, agrandes rasgos, según quien esté estudiando, el enfoque de cada clase y según cada profesora y profesor, siempre es importante definirlos tenerlos definidos previamente (a pesar de que pueden ir sufriendo modificaciones en el transcurso de las clases), para tener claridad sobre las metas a alcanzar y a partir de esto desarrollar el programa y la metodología de estudio y práctica.

Fijar objetivos para aprender guitarra Los objetivos te darán un punto concreto desde donde partir

Estructurar tu práctica

Fijar objetivos te ayudará a estructurar tu práctica, pues tendrás metas concretas que cumplir y a partir de eso organizarás, tú o quien te esté enseñando, los puntos a ver en cada clase y los ejercicios que deberás practicar en tu casa.

La idea es que estos objetivos sean lo más precisos y sencillos posible y que tengan fijada una fecha límite y un ejercicio que te lleve a cumplirlos, así, progresarás de forma mucho más eficiente.

Algunos ejemplos son:

  • Objetivo: memorizar X canción → Ejercicio: lograr tocar la canción 3 veces seguidas sin equivocaciones
  • Objetivo: aprender a tocar rápido → Ejercicio: tocar algún ejercicio que implique rapidez hasta disminuir en cinco segundos el tiempo que tardabas en un principio
  • Objetivo: desarrollar habilidad con los acordes → Ejercicio: alternar varios acordes y hacerlos sonar por dos segundos cada uno.
  • Objetivo: aprender a improvisar → Ejercicio: desarrollar una melodía a partir de las tríadas

Te aconsejamos:

  1. Que tus objetivos sean realistas y concretos

Tener objetivos alcanzables ayudará a motivarte en lugar de sentir frustración. A medida que vayas cumpliendo cada uno de ellos podrás fijarte otros más exigentes y de esta forma ir progresando en la guitarra.

  1. Anotar tus objetivos

Esto te ayudará a que te organices y disminuyas la ansiedad que te pueden provocar las clases de guitarra, pues tendrás algo concreto que revisar y desde donde organizar tu práctica, lo que te ayudará a cumplir tus objetivos.

¿Buscando instructor de guitarra? Revisa nuestro artículo sobre cómo escoger a un buen profesor.

Objetivos básicos de las clases de guitarra

A pesar de que, como vimos anteriormente, los objetivos de una clase de guitarra a otra varían dependiendo de: el lugar donde sea impartida, el nivel de quien la tome, el estilo musical que se quiera aprender, el tipo de guitarra o el nivel de quien esté enseñando, por mencionar algunas, también existen objetivos básicos que son comunes en todas las clases.

Curso de guitarra básico Practicar guitarra diariamente hará que logres tus objetivos

El objetivo base de toda clase de guitarra es que seas capaz de desenvolverte dentro de las bases teóricas y prácticas del instrumento, que seas capaz de tocarlo hábilmente. Claro que algunas, como las clases para principiantes, tienen esto como un objetivo a largo plazo, mientras que otras extrapolan este objetivo base para especializar tu habilidad en algún estilo musical, por ejemplo.

Según el nivel en que te encuentres y el estilo en que te estés especializando, tu profesora o profesor debiera fijar objetivos específicos para ti, con el fin de que saques tu máximo potencial. Algunos de estos objetivos pueden ser:

  • Aprender a improvisar
  • Pasar rápidamente de un acorde a otro para desarrollar tu capacidad de tocar estilos más movidos
  • Interpretar determinadas partituras
  • Memorizar los acordes

A partir de este punto se desprende otro de los objetivos esenciales, que tiene que ver con desarrollar y afinar ciertas técnicas que ya poseas. Algunas personas buscan desarrollar su propio estilo musical, otras tocar música avanzada, aprender a tocar más rápido, etcétera: con la guía profesional podrás profundizar en los conocimientos musicales que te interesan.

Revisa aquí cómo aprovechar al máximo tus clases de guitarra.

Tipos de lugares donde aprender guitarra

Progresión de objetivos de aprendizaje guitarra Existen diversos lugares donde acudir a tomar clases de guitarra

Ya vimos algunas de las aristas que podrían diferenciar una clase de guitarra de otra: el nivel de conocimiento musical quien está aprendiendo, el estilo musical que se quiera aprender o los intereses personales. Sin embargo, existe otro punto importante que también marca una diferencia en el eje y contenido de las clases de guitarra y es el lugar donde se desarrollará: según la orientación de cada sitio, cada clase será muy diferente y, por supuesto, sus objetivos y metodología también variarán.

Revisa nuestro artículo sobre cuánto cuesta una clase particular de guitarra en Chile.

Estos son, a muy grandes rasgos, algunos de los principales tipos de lugares donde puedes acudir para tomar clases de guitarra:

Academias musicales:

Dentro de este punto se encuentran las escuelas de música y los conservatorios. Aquí las clases mantienen una estructura bastante rígida: una programación y distribución organizada de los contenidos de cada clase que muchas veces ni siquiera depende de la profesora o profesor que te esté enseñando: son contenidos que cada escuela decide y distribuye a los largo de los distintos semestres.

El programa de cada clase varía según la especialización que se haya escogido, la edad y el nivel en guitarra de quien esté aprendiendo. Es decir, no son clases que se adapten a tus intereses personales, sino que están enfocadas en desarrollar al máximo las capacidades que te permitan interpretar adecuadamente la guitarra, ese es su objetivo.

Si estás buscando un lugar donde puedas tomar clases después del trabajo o al salir del colegio, la universidad o el instituto, entonces esta no es tu opción. Aquí el estudio de la música es a tiempo completo, con horario tipo escolar, y no da espacio para dedicarle un lugar secundario. Los estudios se extienden por años y cuentan con presentaciones en público, exámenes y entrega de diploma.

La principal ventaja de este tipo de estudio es que te llevará a desarrollar al máximo tu potencial en la guitarra, eso sí, de la forma “adecuada” de tocarla más que desarrollar tu lado creativo.

Centros culturales

Los centros culturales son lugares establecidos donde puedes acudir para tomar clases de guitarra tipo “actividad extra programática”. Aquí encontrarás profesionales que te guiarán en la guitarra y contarás con horarios menos demandantes a los cuales podrás adaptar tus actividades diarias con más facilidad.

Estos centros por lo general se dividen en niveles, estilos y tipos de guitarra. Así, por ejemplo, podrás elegir tomar clases de avanzadas de guitarra española para aprender a tocar flamenco o clases básicas de guitarra eléctrica, todo dependerá de tu gusto. Sin embargo, una vez dentro de la clase, tendrás que adaptarte al ritmo de tus compañeras y compañeros y al programa de clase que haya diseñado el profesor o profesora.

El objetivo de estos culturales de música es contribuir a desarrollar en quienes allí estudian, habilidades propias según el nivel y estilo de guitarra que escojan, a un nivel mucho menos estricto que el de conservatorios y academias musicales, caracterizándose por poseer un componente más recreativo.

Clases particulares

Las clases particulares son otra de las formas de aprender guitarra. En ellas te enseñará una profesora o profesor que se enfocará sólo en tus objetivos y necesidades personales, sin la necesidad de tener que nivelar un curso completo.

Con este método de aprendizaje tendrás la posibilidad de trabajar específicamente en tus intereses personales: aprender el estilo de música que quieras, repasar las canciones que desees aprender, trabajar los puntos débiles o fuertes que quieras desarrollar, etcétera. Aquí el nivel de desarrollo que alcances dependerá de la práctica que lleves, tanto dentro como fuera de la clase, y del nivel de calificación que posea tu profesora o profesor.

Es por esto que las clases particulares pueden ser tomadas por cualquier persona, pues se adaptan a cualquier nivel y estilo musical: sólo debes encontrar un profesor o profesora adecuados.

Por lo tanto, los objetivos de las clases particulares de guitarra dependen de tus objetivos personales en la materia, se desarrollan según tus intereses y tu esfuerzo por aprender.

¿No tienes tiempo para asistir a clases? Hay otras alternativas. Revisa aquí todo lo que debes saber sobre las clases de guitarra online.

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo contiene la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz