Certificarte en idiomas extranjeros te abrirá un montón de puertas del mundo laboral, por lo que puede ser una gran motivación para que lo hagas. En el caso del italiano existen varios exámenes internacionales para certificar tu conocimiento sobre este idioma, uno de ellos es el PLIDA.

PLIDA son las siglas para "Progetto Lingua Italiana Dante Alighieri", que en español significa "Proyecto Lengua Italiana Dante Alighieri y se trata de una certificación del conocimiento de la lengua italiana que comprueba tu competencia en el dominio del idioma del país europeo y el grado de conocimiento que tienes de él como idioma extranjero.

En general, este tipo de certificación presenta fuertes similitudes con otros exámenes que se realizan para certificar el dominio del italiano, como el CILS o el CELI. Por ejemplo, también está dividido por niveles, desde el A1 hasta el C2.

Sin embargo, la diferencia principal es que la institución encargada que se dedica a certificar el dominio del idioma italiano a través de este método es la sociedad Dante Alighieri, a diferencia de otros exámenes como el CILS que está a cargo de la Universidad de Siena o el CELI que está en manos de la Universidad de Perusa.

Personas en prueba
Certificarte en italiano te abrirá muchas puertas en el mundo empresarial y académico.

Teniendo en cuenta que en el mundo existen más de 70 millones de italoparlantes con este idioma como lengua materna más otros 125 millones que lo hablan como lengua italiana, certificarte te significará una gran ventaja.

Si quieres conocer más acerca de la certficiación del italiano a través de PLIDA debes continuar leyendo.

Otras certificaciones sobre el idioma italiano las puedes conocer en esta completa guía que hemos preparado para ti.

¿De qué se trata el PLIDA?

La sociedad Dante Alighieri fue creada en Italia en 1889 con el fin de promover la lengua italiana a través del mundo. Esta institución, que es reconocida por el Ministerio de Asuntos Exteriores del país eurpeo, es la encargada de la certificación del conocimiento del idioma italiano PLIDA.

Esta certificación también se encuentra respaldada por muchos otros organismos italianos, como el Ministerio del Trabjo o el Ministerio de Educación, además de la Universidad de La Sapienza.

De esta forma, lograr obtener la certificación del PLIDA significa estar respaldado por una institución que cuenta con la confianza de los organismos más importantes de Italia.

Si eres estudiante, por ejemplo, contar con la certificación del tipo que entrega PLIDA significa poder saltarte los exámenes obligatorios que solicitan algunas universidades para ser parte de sus filas. Si cuentas con un nivel certificado en B2 o C1, niveles que varían de acuerdo a las universidades, podrás inscribirte fácilmente sin tener que rendir más exámenes de idioma.

Pero también esta certificación sirve para presentar en lugares como empresas italianas si quieres buscar oportunidades laborales en algún lugar de la bota italiana.

En suma, el PLIDA será un punto que te dará muchas ventajas si lo sumas a tu currículum vitae y que te convertirá en una persona con un punto de diferenciación frente a otras.

Otro importante examen de certificación de la lengua italiana es el CILS.

Riccardo
Riccardo
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $10.000/h
¡1a clase gratis!
Rafaella
Rafaella
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $8.000/h
¡1a clase gratis!
Giulia
Giulia
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $15/h
¡1a clase gratis!
Katherine
Katherine
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $7.000/h
¡1a clase gratis!
Francisco
Francisco
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $8.000/h
¡1a clase gratis!
Vicente
Vicente
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $10.000/h
¡1a clase gratis!
Cristina
Cristina
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $10.000/h
¡1a clase gratis!
Josefa
Josefa
Profesor de Italiano
0.00 0.00 (0) $10.000/h
¡1a clase gratis!

Los niveles del PLIDA

Como te comentábamos anteriormente, tal como ocurre con el CILS, el PLIDA también cuenta con 6 niveles independientes de certificación, los que van desde el nivel A1, el cual indica un conocimiento elemental del idioma italiano, hasta el C2, que indica un nivel fluido muy cerano al bilingüismo con el italiano como lengua extranjera.

Al igual que en el CILS, los seis niveles de los que hablamos en el PLIDA también se encuentran establecidos de acuerdos a las listas del Marco Común de Referencia Europeo para las Lenguas (MCER).

Además, al igual que en el CILS, para ser calificado de la mejor forma es esencial saber cuál es el nivel en el que estás sobre el conocimiento de la lengua italiana. Esto te ayudará a elegir el nivel adecuado en el cual quieres certificarte. Ten en cuenta que será algo inútil que te presentes a certificar un nivel más bajo del cual realmente te ubiques ya que tu conocimiento será mucho menos reconocido.

Por otro lado, el PLIDA no solo se restringe a estos seis niveles de certificación que te comentábamos. Además permite obtener otros dos tipos de certificaciones, el PLIDA Juniores y el PLIDA Comercial.

Jóvenes en prueba
Los más jóvenes cuentan con sus propios niveles de evaluación de italiano.

En el caso del PLIDA Juniores, que está orientado a adolescentes de entre 13 y 18 años, está basado en una metodologá específicamente adecuada para las personas de esa edad, como la comunicación en medio de una situación familiar para un joven de esa edad. Su niveles también van del A1 al C1.

Por su parte, el PLIDA Comercial está dirigido a un público profesional dedicado al área de las finanzas, el comercio o la industria, que busquen certificar sus competencias sobre el italiano. A diferencia de la certificación genérica, el PLIDA Comercial cuenta con tres niveles diferentes que son el B1, B2 y el C1, que son adaptados al mundo profesional.

¿Eres profesor de italiano y necesitas certificar tus capacidades? El DITALS es perfecto para ti.

¿Cómo evalúan en el PLIDA?

Ya te dijimos que cada nivel del PLIDA es independiente, sin embargo, las formas en las que se evalúan cada uno de esos criterios cuenta con características muy similares. Son cuatro las áreas que se evalúan en todos sus niveles: escuchar, escribir, leer y hablar.

Como ocurre en todos los procesos de aprendizaje de un idioma extranjero, los dos pilares fundamentales son el ámbito oral y el escrito. Es decir poder comunicarse, expresarse y comprender en italiano a través del habla y de textos.

Como ocurre también con otras certificaciones, los distintos niveles de evaluación cuentan con más exigencias unos que otros.

  • A1: Nivel elemental o descubrimiento. Está dirigido principalmente al público más novato en cuanto al conocimiento del italiano. A través de esta certificación se validan competencias muy concretas, tales como comprensión de enunciados simples, posibilidad de responder con oraciones básicas y frases cortas que estructuradas como sujeto + verbo + complemento y en ocasiones un adverbio o adjetivo.
  • A2: Nivel intermedio o de supervivencia. A través de esta certificación se respaldan competencias básicas que se encuentra en fase evolutiva pero que todavía se encuentra en proceso de aprendizaje. Se debe tener un vocabulario italiano de base, saber sobre la gramática italiana común, un dominio medio de la pronunciación y estas profundizándolos con el fin de seguir progresando.
  • B1: Nivel umbral. Con este nivel se certifica una aptitud para comprender elementos claves en medio de una conversación o a través del diálogo. No es necesario manejar absolutamente todos los matices del discurso en la lengua italiana. También se evaluará la capacidad de identificar y entender expresiones italianas frecuentes. También hay que tener la habilidad de contar algo o expresar una emoción, es decir, superar los aspectos concretos.
  • B2: Nivel avanzado o independiente. Acá se debe demostrar la capacidad de comprender un entorno con más matices a través, por ejemplo, de una conversación oral con un italoparlante de acento muy marcado o textos con léxicos más complejos. También se debe ser capaz de mantener una conversación espontánea sobre temas de actualidad con hablantes nativos o acerca de aspectos precisos como deporte, historia del arte, etc.
  • C1: Nivel autónomo. Se evalúa el dominio de la lengua italiana junto a otras áreas de conocimiento como la cultura y la historia que rodea al idioma. También deberá ser capaz de desarrollar una conversación compleja en la que se muestre activo, sin demostras que busca cada palabra que quiere expresar. Además, es importante conocer las diferentes tonalidades presentes en un discurso y demostrar seguridad en el lenguaje.
  • C2: Nivel dominio. Se debe demostrar un manejo del italiano muy cercano al que tiene un nativo de la lengua. No debe requerir de esfuerzos para entender una tonalidad u otras informaciones presentes de forma oral y escrita. También se deberá demostrar la capacidad de argumentar acerca de temas complejos.

Dónde rendir el examen del PLIDA

La dirección de Roma de la Sociedad Dante Alighieri es el único centro oficial capacitado para evaluar esta certficiación. Cuenta con el respaldo de la Universidad de Roma La Sapienza, la cual emite una aprobación científica de la certificación.

En Chile, para rendir este examen se debe acudir a la sede que tiene la Sociedad Dante Alighieri en Santiago. Ellos reciben los exámenes elaborados en la sede central, ubicada en Roma, desde donde se envía el material a cada sede certidicadora a las diferentes partes del mundo. Luego, los exámenes rendidos son enviados a Roma para su correción, obteniendo los resultados en un plazo de 30 días hábiles.

Plaza de Sede Central
Las pruebas rendidas en Santiago son enviadas a la Sede Central de la Dante en Roma.

Por lo general, los exámenes PLIDA en Chile son tomados en mayo y noviembre y serán aprobados aquellos que cuenten con un porcentaje mínimo de 18 sobre 30.

Si los niveles evaluados no son aprobados, podrá repetirse la toma del examen en la siguiente fecha que se realice y se podrá volver a hacer la prueba hasta en tres habilidades (escribir, escuchar, hablar y/o leer).

Es impotante saber que para repetir solo ciertas habilidades el examen debe volver a hacerse dentro del año siguiente, ya que si se sobrepasa ese tiempo deberá realizarse el examen completo nuevamente.

Los precios de los exámenes varían desde los 60 euros el A1 hasta los 130 euros el C2.

La sede de la sociedad queda en La Capitanía 490, Las Condes y los números de teléfono para contacter con ella son 228858519 y 94297695. Además puedes enviar un correo electrónico a mariarosaghi@yahoo.it.

Además, la misma sede ofrece cursos de preparación para rendir el examen, por lo que tendrás la posibilidad de asegurarte antes de asistir a las evaluaciones con el fin de obtener mejores resultados.

También puedes certificar tu conocimiento del italiano en el ámbito comercial con el examen de CIC.

¿Necesitás un/a profe de Italiano?

¿Te gustó este artículo?

0,00/5, 0 votes
Cargando…

Jordán

Periodista. He trabajado como encargado de redes sociales de diferentes medios de comunicación. Mis principales intereses son la literatura, la cultura y los medios digitales.